“Autoridades”, Designaciones y engaños.

La Opción Piñera hoy designa sus Intendentes -que no son nuestros, claro- y la Opción Bachelet critica tales designaciones, por supuesto. Por mi parte, aunque soy profundamente escéptico de todo lo que aparece en los medios como “la versión oficial”, observo con atención la parrilla que sus editores lanzan a diario, pues me ayuda a buscar segundas lecturas y, sobre todo, examinar lo que es omitido tras la censura nuestra de cada día.

Cientos de millones de personas aún creen, por ejemplo, que las Torres Gemelas de Manhattan fueron derribadas por sendos aviones, pilotados por “extremistas musulmanes” en 2001, a pesar de la irrefutable evidencia que desde el mismo 11/9 se ha levantado y comunicado por todo el mundo, señalando el auto atentado a través de una demolición programada, lo mismo que en la vecina Torre 7 del complejo.

Quienes manejan los hilos del Poder Real -tanto porque de facto es el verdadero, como porque funciona como la vetusta e innatural realeza- son dueños del complejo financiero, político, industrial, militar y religioso del planeta, entidad corporativa privada detrás del Poder Formal en cada país, aquél poder visible a través de los funcionarios que, erróneamente, se hacen llamar “autoridades”, en las diversas posiciones de la Administración.

Por ahora y mientras nos demoramos en despertar, para asumir nuestra responsabilidad Ciudadana de la Autodeterminación, esperemos que en nuestro país el turno de la Opción Piñera, instalada ahí por el Poder Real y no por la Ciudadanía -aunque así lo crean quienes votaron por ella- destine al menos una parte de su energía y recursos, para la totalidad de la población, como lo hace -cual más cual menos- cada una de las Administraciones en su turno.

Mientras tanto, deberemos soportar la reiteración del espectáculo de la clase política -en el gobierno y en la oposición- jugando cada cual su rol en la división y el engaño a la Ciudadanía, en el afán de mantenernos lejos de la posibilidad siempre latente de despertar…, pues ello significaría el fin del control que desde siempre ha ejercido sobre nosotros, la Nación chilena.

Carlos Ramón.

(del 27/2/18)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s