¿Tirar la primera piedra?

Comprendo el asco de Tomás Mosciatti ante la conducta recién publicitada de uno de esos pequeños clubes, el PS, donde queda en evidencia y se vuelve a poner de moda por un rato, la promiscuidad a la que cualquier ser humano puede entregarse, cuando olvida el sentido de su propia existencia, perdido en cualquiera de los mil recodos del camino elegido para ocupar sus años.

Es verdad que nadie puede tirar la primera piedra, como que en el abuso de poder incurre desde un rey hasta un acomodador de autos y, por esta razón tan humana, prefiero centrar mi reflexión en lo que la verdadera autoridad en un país, esto es la Nación que lo habita, permite que sus integrantes hagan.

Tal vez la vergüenza más grande de un Pueblo sea la de permitir que una élite en su interior pierda su sentido de pertenencia a la comunidad mayor, sobre la falacia de creerse mejores que sus conciudadanos, tras lo cual ya se transgrede el límite, la quintaesencia de lo humano.

Por supuesto que no debe venir la camarilla del PS -como la de ningún partido político- a pontificar ante la Ciudadanía ni a erigirse como referente moral, ni a arrogarse una representatividad que evidentemente no tiene.

El punto es que nosotr@s, l@s Ciudadan@s, no debemos continuar permitiéndolo.

Para ello es preciso despertar al hecho de que somos una Nación adulta.

Sí, con todo lo que ello implica.

Como la obligación de organizarnos y generar el autogobierno soberano que jamás hemos tenido.

¡Ya es tiempo!

Carlos Ramón.

(del 15/5/17)

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s